¿Qué son las esencias de las flores de Bach?

Son elixires elaborados con flores silvestres y flores de árboles que el Dr. Edward Bach descubrió entre la década de los años veinte y treinta. Todas las flores son beneficiosas en su acción y no provocan empeoramiento ni reacciones 

El sistema floral de Bach cuenta con 38 esencias y cada esencia se asocia a un estado de ánimo que nos perturba, como el miedo, la culpa, la falta de confianza en uno mismo, la baja autoestima, la intranquilidad, la soledad, el estrés, la impaciencia, la tensión mental, etc…

¿Para qué sirven las esencias de las flores de Bach?

Estos elixires o esencias contienen unas energías que al tomarlas repercuten en nuestro interior, por lo que podremos acceder a una mejora que conlleve un mayor equilibrio y estabilidad emocional. Además al proporcionarnos energía que contrarresta lo que causó la limitación y por la cual no sentimos paz, podemos considerar que tendremos la oportunidad de discernir que causó dicho estado y hacer una valoración de lo que produce la toma de las esencias. 

Así tendremos:

La energía que haga que podamos superar los miedos.

La energía que nos haga salir de la incertidumbre.

La energía por la que podamos estar más atentos a lo que ocurre. 

La energía por la que podamos sentir que somos individuos que quieren mantener su individualidad. 

La energía por la que podamos ser más amables, comprender a los demás, y apreciar que los demás son también individualidades que quieren sentir que son individuos. 

La energía por la que podamos comprender cómo es compartir la vida con los demás desde la igualdad.

Ser conscientes de la necesidad de adquirir cualidades, que es la forma de comprender cómo es el desarrollo personal, es atender a la necesidad de querer mejorar. La conveniencia de un cambio de actitud, que tenga el proyecto de entender cómo se realiza el aprendizaje, es atender a la propia iniciativa que emerge del interior.

¿Cómo actúan las esencias de las flores de Bach?

Para comprender cómo es la ínter-relación que se produce entre las esencias de las flores de Bach y nosotros, hemos de compartir el principio de que todo lo existente está ínter-relacionado. Todo lo que existe es un conjunto que contiene en su base propiedades energéticas. Así las esencias de las flores de Bach contienen propiedades energéticas que son afines a nuestro sistema, por lo que es posible la ínter-relación.

¿Por qué son beneficiosas las esencias de las flores de Bach?

Las esencias de las flores de Bach, aparte de no contener ningún principio activo, son esencias de flores, en algunos casos de brotes, que en su composición no hay ningún elemento tóxico. 

Las esencias, debido a su proceso de elaboración, sólo contienen la propiedad energética de la flores, y dicha propiedad energética nos beneficia, porque debido a la ínter-relación entre todo lo existente, consiguen que nosotros podamos interactuar y ser afines a otras energías, que nos proporcionan las condiciones de equilibrio para poder alcanzar un mayor nivel de comprensión de nuestros procesos mentales y emocionales. 

Ciencia y las Flores de Bach

Aunque hay un gran interés por establecer unas bases científicas, que puedan dar credibilidad a lo que muchos decimos sobre los efectos de tomar las esencias de las flores de Bach, no es posible en la actualidad establecer esas bases, ya que la ciencia, tal como hoy la conocemos, no admite que un preparado que no contiene sustancia química medible pueda actuar sobre nuestro sistema. 

Es muy costoso poder hacer entender a la comunidad científica la verdadera acción de las esencias de las flores de Bach, porque todavía hace falta mucha comprensión sobre la verdadera naturaleza del ser humano. .

Hemos de emplear otro paradigma científico: es el que nos hace comprender por nosotros mismos la eficacia de algo a través del propio proceso que hace que nosotros podamos verificar la autenticidad de lo que estamos investigando. El proceso de auto-análisis que provoca la auto-investigación y la auto-evaluación es un proceso que identifica, que en base a lo experimentado, nosotros podemos atestiguar que el propio proceso de auto-investigación es un proceso que verifica la eficacia de las esencias de las flores de Bach. 

Share This